“O Barco no es un destino, debe ser la locomotora del Geodestino”

0
345
Irene Dacal, Alfredo García, Xoan Vázquez Mao y Carmen Pardo

Un estudio realizado por el Eixo Atlántico recoge las fortalezas y debilidades del sector turístico en este enclave

“Oportunidades de desenvolvemento turístico para O Barco de Valdeorras”. Así se denomina el estudio promovido por el Eixo Atlántico para ayudar a desarrollar el sector turístico en el municipio y Valdeorras. El documento, presentado hoy en la Consistorial barquense, fue elaborado por Carmen Pardo López, coordinadora del mismo; María Belén Gómez Quevedo y Diana Pereira.

Publicidad

En el acto estuvieron presentes el alcalde de O Barco, Alfredo García, el secretario general del Eixo Atlántico, Xoán Váquez Mao, la coordinadora de la publicación, Carmen Pardo y la ex concejala de Turismo, Irene Dacal.

El alcalde, Alfredo García, aclaró que el Eixo Atlántico decidió financiar el estudio para O Barco, si bien “hablar de turismo en O Barco es hablar de turismo en Valdeorras y, por tanto, es válido para la comarca”. Y dio a conocer que será colgado en la página web del Concello para cuantas personas deseen consultarlo.

Publicidad

Por su parte, Xoan Vázquez Mao, puso por delante que todo lo que hace el Eixo Atlántico tiene como objetivo principal el desarrollo económico. “Y lo hacemos a través de la cooperación. Ese objetivo se convierte en prioritario en esta etapa de reconstrucción”, matizó en alusión a la época postcovid.

Vázquez Mao citó que es preciso el empleo, sin el que “no habría dignidad para las personas. Por ello, hemos planteado que no queremos una sociedad subsidiada. Sí es verdad que ahora hace falta ayuda económica para situaciones de emergencia, pero precisamos que el dinero que venga de Europa sea para una sociedad productiva, que se distribuya entre nuestros empresarios, autónomos, ciudades y regiones. No queremos que se vaya a grandes operadores europeos “.

Publicidad

Por dicho motivo, añadió Vázquez Mao, de las diversas iniciativas ejecutar el Eixo Atlántico, dos son para O Barco: el estudio de turismo y la promoción de los productos locales tradicionales, cuya feria volverá a organizarse este año.

El secretario general del Eixo Atlántico valoró que O Barco está en una situación privilegiada; es epicentro del patrimonio de la naturaleza. “Es cierto que no aglutina grandes monumentos, pero está en el centro del turismo de naturaleza, además de contar con un potencial de turismo enológico importante”.

Publicidad

Ahondó en la posición estratégica del municipio, entre Las Médulas, el Caurel y la Ribeira Sacra. “Está en el lugar perfecto. Pero hace falta diseñar una estrategia que no puede ser local”, apostilló, destacando la necesidad de implicación de la iniciativa privada y “todos los que tienen que ver con estos recursos”.

Además, indicó que es preciso la autovía A-76 hacia Madrid y la mejora de la comunicación a Santiago, recordando la proximidad del futuro AVE de A Gudiña y del actual de León. “Acortar distancias supone más turistas, pero también hay que organizar el turismo”, sentenció.

Publicidad

Vázquez Mao dijo que si se necesita iniciativa privada, también implicación social. Habló de la oportunidad turística de este territorio de “colocar en el mercado algo que la gente no conoce”. Y aclaró que el estudio no es un plan estratégico de turismo “sino un avance de identificación de oportunidades” que permita un desarrollo no sólo de O Barco, sino de toda el área de influencia. “Hay muchas potencialidades. Y a partir de ahí falta todo”, concluyó.

Por su parte, Carmen Pardo, experta en turismo y coordinadora del estudio, profundizó en las conclusiones del estudio. “O Barco no es un destino, tiene que ser la locomotora del Geodestino”, señaló. Partiendo de esta conclusión, puso por delante que el estudio no es un plan de acción.

DIAGNÓSTICO

En cuanto al diagnóstico del turismo, reseñó las fortalezas es la existencia de una Ruta del Vino, “que se empieza a preocupar de complementarlo con actividades de aventura y naturaleza para captar turistas no sólo asociadas al vino”; el Parque Natural de Serra de A Lastra, el río Sil y el valor del espacio medioambiental y condiciones óptimas para el ecoturismo. También su localización geográfica y su emplazamiento a caballo entre Ribeira Sacra y Las Médulas. “Es complementario y no sustitutivo de otras zonas que puede llevar a compartir turistas”, añadió.

En cuanto a las debilidades, nombró la falta de empresas que oferten actividades y servicios complementarios al turismo. “La gente no se queda en el destino. Hay alguna empresa de aventura y naturaleza, pero hacen falta más”, expuso Carmen Pardo.

Otra debilidad es el bajo gasto del turista, la ausencia de agencias que organicen paquetes y productos turísticos.

Publicidad

Habló de la necesidad de reconfigurar el Geodestino Manzaneda-Trevinca. “O Barco es el polo de vertebración económica y social. La gente tiene que tener dónde hacer vida al margen de la experiencia turística. Y tiene que ser O Barco en este mapa de los 12 concellos que lo forman”.

Es más, propuso que incorpore el nombre de Valdeorras. “Es vox populi que hay concellos que quieren salir del Geodestino Manzaneda-Trevinca y pasar a formar parte de la Ribeira Sacra. Recomendamos que el nuevo Geodestino lleve el nombre de Valdeorras, por el tirón del vino y por el tirón del futuro turismo industria”, en alusión a la creación de un museo y turismo en torno a las canteras de pizarras que pretende promover el Cluster de la Pizarra de Galicia.

Finalmente, ensalzó los recursos turísticos autóctonos que tiene O Barco: “que son exclusivos, no hace falta inventar. No hay que copiar lo que hacen otros porque el diamante en bruto está”, concluyó Carmen Pardo.