Fernando García Laiz habló de las Flores de Bach en el Herbolario de Inma

Publicidad

El naturópata relató la historia de esta terapia natural y profundizó en la importancia de las emociones sobre la salud

El Herbolario de Inma, en A Rúa, acogió una interesante conferencia sobre las Flores de Bach, pronunciada por Fernando García Laiz, introductor de esta terapia natural en Galicia hace ya 33 años. El naturópata de A Coruña habló de los beneficios de esta alternativa para la salud emocional y física, en la actualidad mucho más conocida que cuando comenzó a trabajarla, en 1990.

Fernando García Laiz abordó el tema partiendo de la historia del creador de estas esencias florales, el médico británico Edward Bach, bacteriólogo y patólogo, que descubrió las propiedades de las flores en 1930.

Publicidad

Relató la vida de Bach, doctor que estaba convencido de que la mayoría de las enfermedades eran consecuencia de un estado mental negativo y que cada flor estaba asociada a las emociones, de modo que una situación emocional positiva conduciría a restaurar el equilibrio del individuo y del cuerpo.

Publicidad

Fernando García Laiz contó, ante la mirada atenta de un público ávido de conocer las flores, que Bach comprobó que las gotas de rocío que cubrían las flores tomaban las propiedades de la planta. Al principio de su investigación, el médico británico las recolectaba al amanecer, las exponía al sol y las depositaba en agua de manantial. Pero como este método solo era viable en verano, desarrolló otro que consistía en hervir brevemente el agua, en lugar de la solarización. Obtenía así una tintura madre, que mezclaba con brandy para su conservación.

En total, Bach identificó 38 esencias florales, cada una de ellas extraída de una flor silvestre, una planta o un árbol distinto y asociadas a un estado emocional diferente.

Fernando García Laiz explicó que las 38 Flores de Bacha están divididas en grupos para tratar miedos, falta de interés, incertidumbre, soledad, hipersensibilidad, ideas externas, desesperación, y preocupación excesiva por los otros.

“Todo ser humano ha padecido en gran medida dos emociones, el miedo y la culpa, para las que hay un grupo de flores. El segundo es para la gente que siente dudas e incertidumbre, que se puede producir incluso en cuestiones más nimias, a la hora de elegir o tomar una decisión; el tercer grupo es para la falta de interés (desmotivación y apatía). Cuando pierdes el interés por vivir aparece la enfermedad”, señaló García Laiz.

El cuarto bloque de flores sería específico para la soledad; el quinto, para las personas hipersensibles a las influencias ajenas: “Hay gente que por agradar a los demás está siempre haciendo favores, no sabe poner límites, está siempre dispuesta. Son muy espirituales, pero se agotan haciendo favores a todo el mundo, no tienen vida propia, se dedican solo a los demás y eso desencadena enfermedades, por puro agotamiento. No son capaces de decir no porque piensan que las van a abandonar“, explicó Fernando García Laíz.

El sexto grupo de flores son flores para el desánimo y desesperación y el séptimo, para la excesiva preocupación por los demás. “Estar pendiente continuamente de los demás puede causar trastornos de índole diverso en el organismo”, detalló.

Fernando García Laíz puso de manifiesto que las Flores de Bach se indican de forma individualizada. “Hay flores determinantes y rápidas, flores temporales, para afrontar situaciones cotidianas, y después existen otras para problemas asociados a la personalidad, en la que se necesita más tiempo. No es que se vaya a corregir por ejemplo la irritabilidad, sino que se aumentan las capacidades, la capacidad de amar, de la paciencia, de la tolerancia etc. “

El naturópata señaló los beneficios de las Flores de Bach y expuso a modo de ejemplo que “con ellas llega un momento en que el que la persona al hablar de una fobia u otra emoción ya no se identifica con ella pues ha variado su manera de sentir. Esto no significa cambiar el carácter, sino potenciar cualidades que ayudan a hacer desaparecer miedos”.

Habló también del “remedio del rescate”. “Todos deberíamos tener el remedio de urgencia porque es muy útil para cualquier situación, para los nervios, para un golpe, para una cortadura, para aplacar la ansiedad y, en definitiva, como elixir general”. Relató el caso de un hombre que se quedó inconsciente y al que se le proporcionó teniendo un efecto inmediato.

Fernando García Laiz acude una vez al mes al Herbolario de Inma donde pasa consulta como naturópata. Inma González Álvarez señala que “siempre suele ser un martes la tercera semana del mes. En octubre vendrá el día 17. Es preciso pedir cita”, concluye, valorando además muy positivamente la conferencia.