Operativo especial de Tráfico en las carreteras en Reyes

Publicidad

La Guardia Civil hizo balance de fin de año: de 612 conductores en la provincia de Ourense, 4 dieron positivo en alcohol o drogas

La Guardia Civil de Tráfico ha hecho balance de la vigilancia en las carreteras gallegas durante la noche de Fin de Año en las carreteras gallegas. En la provincia de Ourense, de un total 612 conductores controlados, 4 fueron denunciados por consumo de alcohol o drogas.

El dispositivo se activó el día 31 de diciembre, prolongándose durante la mañana del primer día del año, en el marco de la Campaña de Navidad, que se desarrolla en tres fases, coincidiendo cada una de ellas con los días festivos de esta época.

Publicidad

Durante este período se realizaron 3.069 pruebas en Galicia, de los que 54 dieron positivo, 40 en alcohol y 14, drogas. A 3 de ellos se les acusa de un delito contra la seguridad vial por superar la tasa legalmente establecida, y 14 quedaron pendientes de la confirmación por parte del laboratorio de referencia para su investigación.

Publicidad

Los controles se llevaron a cabo en los tramos donde el riesgo de accidentes es mayor con el objetivo de ayudar a reducir la siniestralidad.

Publicidad

Además de velar por la seguridad vial, en los dispositivos la Guardia Civil vigiló el cumplimento de las medidas sanitarias del COVID19 elaborando un total de 12 boletines de denuncia por incumplimiento de las mismas.

Con este tipo de controles se persigue concienciar a los conductores sobre la influencia negativa del consumo de alcohol y drogas y su impacto sobre la siniestralidad.

Publicidad

La Guardia Civil de Tráfico seguirá desarrollando controles de alcoholemia y consumo de drogas en la carretera.

Además, el 5 de enero habrá un dispositivo especial de vigilancia dentro de la Campaña de Navidad.