Enrique Álvarez: “El Camino de Invierno volverá más fuerte que nunca”

0
538

El Concello de Vilamartín completará el acondicionamiento de senderos de la ruta jacobea en este municipio con una inversión de 70.000 euros

El próximo 1 de julio las rutas jacobeas a Santiago se reanudarán bajo el protocolo de un “Camiño Seguro”, que ahora ultima la Xunta. El alcalde de Vilamartín y vicepresidente de la Asociación de municipios del Camino de Invierno a Santiago, Enrique Álvarez Barreiro, considera que el Camino de Invierno “volverá más fuerte que nunca”. De hecho, añade, desde el Concello “seguiremos invirtiendo en el Camino”.

Publicidad

Álvarez Barreiro recuerda que en los últimos meses se realizó una inversión de 40.000 euros para la mejora del Camino en su municipio y, próximamente, el Concello ejecutará otra obra de 70.000 euros —con fondos de la Xunta— que consistirá en el acondicionamiento de esta ruta jacobea a su paso por e municipio.

Publicidad

La mejora será en el ámbito de O Bañadoiro y consistirá en la delimitación y dotación de pavimento en tierra, pues “el caminante agradece que los senderos no sean de cemento” —expresa el alcalde—.

Esta última partida de la Xunta “no va a permitir finalizar toda la intervención necesaria en la ruta”, estima el alcalde de Vilamartín, pero sí acometerla desde el ámbito de Valencia do Sil hasta la entrada de O Bañadoiro y desde la salida de esta gran área recreativa hasta Pizarras Gallegas”.

Después, a largo plazo se prevé afrontar la vía de servicio que va desde la citada empresa, en el margen de la N-120, hasta O Barco. “Esto ya es más complicado pues habría que comprar fincas, pero nuestra idea es que algún día también exista un camino delimitado en tierra para peregrinos y senderistas”.

Publicidad

Vilamartín sigue apostando el Camino de Invierno. El regidor siempre ha mantenido, incluso antes de su llegada a la política, que Valdeorras precisa como agua de mayo una conexión a través de una gran senda verde que enlace los municipios de A Rúa, Vilamartín y O Barco para dotarlos de un corredor para la práctica de senderismo, deporte y bicicleta.

Publicidad

“Ahí teníamos que estar todos los Concellos. De hecho, existe el viejo proyecto que nunca llegó a ejecutarse para unir los tres municipios a través de la citada senda para disfrute los vecinos y vecinas de Valdeorras, aún cuando fuese aprovechada también por los peregrinos“, indica Álvarez Barreiro.

En cuanto al tramo del Camino de Invierno que discurre en el tramo de A Rúa, en la OU-603, estima que debería ser acondicionado cuanto antes, por ser una zona con riesgo de atropello para los pereginos. En este sentido, hay que recordar que el Concello de A Rúa planteó desviar el tráfico en su día por caminos alternativos a la carretera, un cambio que Álvarez Barreiro cree que debe ser sólo provisional, a la espera de la obra definitiva.

Publicidad

“El tramo es por donde es, por donde marcó Patrimonio el Camino y donde se invirtió el dinero. Y si se invirtió fue porque la Xunta dijo que el trazado era por ahí. Eso sí, mientras no se acondiciona, sería viable llevarlo por viñedos. Porque el día de mañana, la gente va a seguir haciendo el Camino al lado de la carretera”, explica.

En este sentido, Enrique Álvarez Barreiro consiguió el permiso de vecinos de San Miguel para el paso de peregrinos, pues la alternativa para evitar el trayecto peligroso surca fincas privadas, “con la condición de que regrese al tramo original cuando esté acondicionado. El tramite está hecho, sólo falta que den el paso desde A Rúa”.

Vilamartín seguirá visibilizando y contribuyendo al desarrollo del Camino de Invierno.