Castañas, pocas y “enfermas”: El BNG solicita medidas

Publicidad

No ha sido ésta buena temporada de castañas. Los productores se quejan. “Pocas, pequeñas y enfermas”, dicen. La situación de este sector productivo en el oriente ourensano preocupa y mucho. Esto ha llevado al BNG a trasladar el asunto al Parlamento de Galicia a través de una batería de preguntas a la Consellería de Medio Rural.

La diputada del BNG María Albert ha subrayado la incertidumbre que aqueja al sector a raíz de una enfermedad u hongo que está provocando la pérdida de castaños en las principales zonas productoras como Valdeorras, Viana do Bolo, A Gudiña, a Mezquita, Riós y Vilariño de Conso.

Publicidad

Para constatar este hecho, en los últimos días se desplazó hasta Viana do Bolo donde, acompañada del grupo municipal del BNG, encabezado por Secundino Fernández, visitó varios sotos afectados en distintas parroquias y lugares del municipio.

Publicidad

Albert subrayó que hay una “dura realidad que dejará la campaña de castaña de este año terriblemente diezmada y que convirtió el 2021 en un año muy complicado para los profesionales del sector”.

Publicidad

El mal de los castaños los está tiñendo de marrón, con un desarrollo incorrecto de los erizos y ya se habla de pérdidas de la producción de hasta un 70 por ciento.

Recordó que la producción de castaña es una actividad fundamental para la economía de la montaña ourensana; zona de alta producción pues los ingresos que genera repercuten directamente en otros sectores y son vitales para la dinamización socioeconómica de muchas familias. Además de constituir un complemento indispensable para las rentas de las pequeñas explotaciones ganaderas; cuya rentabilidad se verá seriamente afectada en el caso de confirmarse los malos resultados previstos de esta cosecha.

Este problema se suma al deterioro que las plantaciones están sufriendo en los últimos años por la acción conjunta de la avispilla y el “cancro” del castaño, que han llevado a reducciones
significativas de las producciones de castaña.

Ante los problemas que esta nueva enfermedad del castaño está provocando en las zonas productoras de la montaña ourensana “la Consellaría de Medio Rural debe tomar la iniciativa para obtener un diagnóstico claro y acercar posibles tratamientos”, señala Albert.

En relación con esta cuestión, el grupo parlamentario del Bloque Nacionalista Galego ha presentado una batería de iniciativas en el Parlamento reclamando la acción rápida y eficiente del departamento de Medio Rural para analizar el problema, buscar posibles soluciones y tratamientos y emprender todas las acciones precisas para aliviar las pérdidas de un sector estratégico para la provincia de Ourense.