Tráfico detectó menos alcohol al volante durante el Entroido

649
Publicidad

La Guardia Civil de Tráfico realizó distintos servicios operativos en la provincia de Ourense (también Valdeorras) desde las 15,00 horas del pasado día 28 de febrero, “Xoves de Comadres”, hasta las 08,00 horas del 6 de marzo. El objetivo fue garantizar la seguridad vial en torno a aquellas localidades en las que se celebra el Entroido con más intensidad y afluencia de personas.

En total, se efectuaron 1.962 pruebas de alcoholemia. 31 conductores superaron la tasa de alcohol permitida, de los que a uno se le instruyeron las correspondientes diligencias como presunto autor de un delito contra la seguridad vial por haber superado la tasa de 0,60 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

A pesar de las 31 pruebas positivas de alcohol, que ponen de manifiesto que aún quedan conductores irresponsables que anteponen su diversión a la seguridad propia y la de terceras personas, Tráfico considera que los resultados han sido “muy positivos con respecto a años anteriores, en los que se triplicaban estos datos”.  Además, en los lugares con mayor afluencia de gente por el Entroido, no hubo que lamentar ningún accidente de circulación con víctimas.

Uno de los controles desarrollados por Tráfico durante el Entroido

Tráfico también destaca que cada vez se contratan más los servicios de taxis y autocares para desplazarse hasta las localidades en fiesta y regresar a los domicilios. Al mismo tiempo, la Guardia Civil dice que se ha podido constatar que “cada vez son más los padres y madres, algunas en pijama y bata de casa, que madrugan para recoger a sus hijos en las zonas de diversión”. También, comprobó que se recurrió al sistema de “conductor rotatorio” en la búsqueda de la mayor seguridad vial.

Desde el Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ourense se ha lanzado un mensaje de agradecimiento por la responsabilidad que han ejercitado la mayoría de los conductores pues ha contribuido a que, al final del Entroido, no se tenga que lamentar ningún siniestro vial relacionado con dichas celebraciones.

Publicidad

Como dato anecdótico, se podría reseñar el caso de un conductor menor de edad que en la zona de Verín circuló con un ciclomotor careciendo de permiso de conducir y con evidentes síntomas de embriaguez. Una vez sometido a las pruebas de alcohol, el resultado fue positivo.