Emilio González: “La brecha digital se reducirá drásticamente”

Publicidad

El subdelegado de Gobierno anunció en O Barco la extensión del “Programa UNICO banda ancha” para la comarca de Valdeorras y el resto de la provincia ourensana: “En 2025 el cien por cien de la población tendrá cobertura”

El subdelegado de Gobierno, Emilio González Afonso, acompañado de Enrique Sanmartín, jefe provincial de Inspección de Telecomunicaciones del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital en Ourense, hizo hoy balance y nuevas previsiones del “Programa UNICO banda ancha” en la comarca de Valdeorras. Expresó que “la brecha digital se reducirá drásticamente en Valdeorras y el conjunto de la provincia de Ourense” y recordó que el objetivo es que el cien por cien de la población tenga cobertura de banda ancha en 2025.

González Afonso señaló que el “Plan UNICO banda ancha” permitirá extender conexiones de muy altas capacidades a 137.177 nuevos hogares y empresas en Galicia. De ellos, más de 39.000 se beneficiarán de la extensión de banda ancha en Ourense con una inversión de más de 51 millones de euros para toda la Comunidad gallega.

La mayoría de los hogares se enmarcan en las denominadas “zonas blancas”, con bajas capacidades de conexión o que, incluso no estaban en los planes previstos, dijo el subdelegado de Gobierno.

Publicidad

La aportación del Gobierno en la provincia de Ourense con respecto a Galicia es más del 30 por ciento, “lo que significa una noticia importantísima para la extensión de la fibra óptica y banda ancha”, subrayó Afonso.

Los núcleos beneficiados son 19.144 en toda la provincia. En Valdeorras se van a beneficiar 1.341 entidades de población, que supondrá la llegada de la fibra a 5.077 viviendas de la comarca.

González Afonso señaló que con la nueva convocatoria del Plan UNICO se paliarán los retrasos que había en la extensión de la conectividad en Valdeorras.

La apuesta del Gobierno socialista es que en 2025 la fibra óptica abarque todo el territorio español rompiendo así la brecha digital.

El plan pasó de 13 millones de euros en 2020 a 30 millones de euros en 2021 y 51 millones en 2022, un aumento exponencial considerable.

En el año 2013 se empezó a instalar fibra. Fue avanzando, si bien en 2018 en O Barco y su comarca apenas había nada. A partir de ahí, comienza la aportación de fondos con la primera convocatoria del programa en 2019 para reducir esa brecha digital en la zona.

“Es un proceso complicado lo que llamamos la capilaridad, es decir, extender las zonas a las que llega la fibra. Es bastante laborioso y más caro el cambio del paso del cable de cobre a la fibra. Cada 500 metros hay que hacer una transformación eléctrico óptica”, indicó Enrique Sanmartín, jefe provincial de Inspección de Telecomunicaciones.

El objetivo es que ninguna zona de Galicia se quede sin cobertura, previsión que se irá alcanzando hasta 2025, año en que no habrá prácticamente ningún hogar y empresa sin este servicio.