El PSOE llevará al pleno de la Diputación el cierre de Iberdrola en A Rúa

Protesta por la deslocalización de Iberdrola en 2019
Publicidad

Solicita el apoyo de todos los grupos a una declaración institucional para frenar la deslocalización de una empresa que lleva en el municipio rués desde 1955

El PSdeG-PSOE acaba de impulsar una declaración institucional en la Diputación Provincial de Ourense contra del cierre del “Centro de Operación de Cuenca( COC)” que la empresa Iberdrola tiene en A Rúa. Esta propuesta de declaración institucional fue registrada hoy para su traslado a todos los grupos políticos de la Corporación provincial con el fin de concretar su contenido en junta de portavoces, previa su aprobación en el próximo pleno ordinario de 26 de febrero.

El texto propone que el pleno provincial “traslade a la dirección de Iberdrola, S.A. su oposición al cierre del “Centro de Operación de Cuenca ( COC)” que la empresa tiene en A Rúa e “insta” a la empresa a “reconsiderar la decisión de clausurar” este edificio que presta servicio desde 1955.

También propone “instar y apoyar a la Xunta de Galicia y al Gobierno de España para que, en el ejercicio de sus responsabilidades y competencias propias, adopten las acciones e iniciativas necesarias para que Iberdrola rectifique la decisión”.

Publicidad
Publicidad

Igualmente demanda “trasladar el amparo y solidaridad a los trabajadores, trabajadoras y demás personas afectadas por el cierre”.

La iniciativa resalta que “la ciudadanía, representada por las diputadas y diputados que conforman la corporación de la Diputación Provincial de Ourense, quiere transmitir su honda preocupación por el cierre” y recuerda que el “impacto” de esta decisión supondría la “pérdida de decenas de empleos en la comarca de Valdeorras y ahondaría en la merma de la actividad económica y en la deslocalización industrial”.

Publicidad

Además, añade, es ambién una medida contraria a las políticas que contribuyen a frenar y revertir la despoblación y aislamiento que sufre el interior de Galicia.

La iniciativa indica que “es alarmante” que una empresa que lleva décadas operando en Ourense, donde tiene una parte muy relevante de sus activos empresariales y que, además, recibe ayudas y apoyo institucional para desarrollar su actividad en el patrimonio público natural, adopte esta decisión “para trasladar toda su actividad a otra comunidad autónoma” desde donde pretende gestionar en remoto sus activos.

Publicidad

Por último recuerda que, a lo largo de los dos últimos años, decenas de municipios de las provincias de Ourense y Lugo y la propia Diputación “ya mostraron su rechazo a la reestructuración que esta empresa pretende ejecutar en 2021”. Aquel texto, refrendado por los alcaldes, alcaldesas o presidentes de las corporaciones, “cuestiona esta decisión por no ser deseable para la sociedad” e “insta a que la operación y control de los recursos energéticos gallegos debe permanecer en Galicia”.

Publicidad

El PSdeG-PSOE espera que todos los grupos políticos presentes en la corporación de la institución (Partido Popular, Democracia Ourensana y Bloque Nacionalista Galego) trasladen sus aportaciones en la próxima sesión de la junta de portavoces, con el fin de alcanzar un acuerdo “unánime y sólido” que defienda los intereses de la provincia de Ourense y de su vecindario.