El “botelo” y el cocido valdeorrés triunfaron en los restaurantes

Publicidad

El Concello realizó una valoración más que positiva y apuntó una iniciativa para que la fiesta gastronómica sea declarada de Interés Turístico Nacional

El alcalde de O Barco Alfredo García, la concejala de Cultura, Margarida Pizcueta, y el concejal de Comercio y Turismo, Eladio Santos hicieron balance de las I Xornadas do Botelo e Cocido Valdeorrés. Destacaron la excelente respuesta que tuvo la fiesta emblemática en los restaurantes y la apuesta por su continuidad.

Una de las novedades fue la intención del Concello de obtener el sello de la declaración de Interés Turístico Nacional para esta celebración, que ya cuenta con la de Interés Turístico Gallego.

Alfredo García destacó que la declaración a nivel nacional permitiría proyectar todavía más la fiesta fuera de las fronteras locales. Precisamente, el año que estalló la pandemia el objetivo era llevar hasta Madrid la celebración, iniciativa que frustró el covid.

Publicidad
Publicidad

Por su parte, la concejala de Cultura, Margarida Pizcueta, destacó la gran acogida de la “fam trip”, la visita de periodistas especializados para dar a conocer el “botelo”, su proceso de elaboración y sus bondades gastronómicas.

El concejal de Promoción Económica, Lalo Santos, habló de un crecimiento de la fiesta gastronómica de O Barco. Apuntó como datos que en cada uno de  17 restaurantes participantes en las jornadas, durante los fines de semana del mes de febrero, fueron servidas una media de entre 150 y 200 raciones de botelo o cocido valdeorrés. A lo largo de los cuatro fines de semana el total se aproximó a las 3.000.

Santos destacó que prácticamente todos los restaurantes mostraron su satisfacción por la por la acogida de las jornadas entre sus clientes.

Uno de los objetivos muy claros del Concello es por la continuidad tanto de las jornadas en los restaurantes como en la fiesta popular en el pabellón.