Ana Pontón anuncia una “ofensiva del BNG” en el Parlamento a favor de Valdeorras

Publicidad

La portavoz nacional del BNG visitó el Clúster de la Pizarra, el Hospital, el Consello Regulador y mantuvo una comida con militantes y simpatizantes

La portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, visitó hoy Valdeorras. Su primera parada fue la sede del Clúster de la Pizarra de Galicia, en el municipio de Carballeda, donde anunció una “ofensiva política del BNG en el Parlamento a favor de una comarca que tiene un gran potencial, pero que pierde empleo y población”.

Publicidad

Después, mantuvo una reunión con responsables sindicales de la comarca, visitó el Consello Regulador de la Denominación de Origen Valdeorras y mantuvo una comida con militantes y simpatizantes de la formación nacionalista.

Ana Pontón habló del abandono que, estima, sufre Valdeorras por parte del Gobierno de Feijóo y avanzó que solicitará inversiones en infraestructuras, sectores productivos, recuperación ambiental y servicios sanitarios.

Publicidad
Publicidad

Destacó e potencial económico y social de Valdeorras con sectores pujantes como el de la pizarra, el vino, empresas de automoción y, además, el patrimonio cultural y natural. Sin embargo, dijo que Valdeorras “lleva 12 años sufriendo el olvido del Gobierno del PP y ello hace que pierda oportunidades”.

Planteó la necesidad destinar fondos europeos de recuperación económica, Next Generation, a mejorar las comunicaciones de  Valdeorras. Habló  de mejorar la N-120, iniciar la construcción de la A-76 (Ponferrada-Ourense) y apostar por el ferrocarril, recuperando las paradas de tren en A Rúa y O Barco.

Publicidad

En el ámbito de la sanidad expuso que es hora de reforzar los servicios del Hospital que, argumentó, debe incluir una unidad de neumología para dolencias propias como la silicosis, además de personal de Radiología suficiente para evitar que se deriven pruebas a Ourense.

También propuso un cambio en los criterios de distribución de ayudas europeas al sector vitivinícola, que favorecen a las grandes extensiones de viñedos pero no al tipo, más pequeño, que hay en Valdeorras y en Galicia, además de considerar necesaria la creación de una estación fitopatológica en Galicia. 

Finalmente, planteó un plan de recuperación integral de los ríos dañados por la actividad económica de la pizarra, implicando al sector.