“Amigos da Terra” solicita multas por el “vertido” de vagones al río Sil

442

El colectivo ecologista gallego señala que se debe aplicar el principio “quien contamina, paga”

“Amigos da Terra” considera que el “vertido” de dos vagones al río Sil en Sobradelo (Carballeda) debe llevar a las administraciones a aplicar el principio “quien contamina, paga”.

Publicidad

Amigos da Terra pide a la Confederación Hidrográfica y la Consellería de Medio Ambiente la aplicación de normas más restrictivas en defensa del medio ambiente y la Ley de responsabilidad medio ambiental.

Publicidad

El colectivo ecologista gallego estima que los daños medio ambientales producidos a consecuencia del vertido de dos vagones al río Sil causa importantes daños al ecosistema fluvial y “no debe quedar impune. Las adminsitraciones tienen que adoptar las medidas apropiadas, recogidas en la Ley de Aguas y en la Ley de responsabilidad ambienta, cuya sanción podría acarrea multas de hasta 2.000.000 de euros”, afirma.

Publicidad

Además, el artículo 3 de la Ley de responsabilidad ambiental contempla la reparación del daño ambiental por cuenta de los causantes de los hechos. La calificación de accidente, no exime a las empresas para la ejecución de medidas de prevención y de reparación por lo que “hay que exigir a los responsables a retirada de los vagones del canal del río y la restauración y recuperación al estado original del ecosistema fluvial”.

Publicidad

Amigos da Terra considera fundamental que las administraciones responsables directas del cuidado del medio ambiente y de la salud de las personas, apliquen el contenido de esta Ley de responsabilidad ambiental y la hagan cumplir a las empresas susceptibles de contaminar”.

Publicidad

El colectivo gallego tilda de “inaceptable que existiendo la legislación actual, la Administración continúe siendo endeble con las empresas contaminantes y no vele por el interés general de la población”.